• English

PPT. Innovación y digitalización, ¿el matrimonio perfecto?

A menudo se confunde innovación con tecnología y disrupción con digitalización. No obstante, la tecnología es una de las herramientas que posibilita la innovación, pero no es la única. Debe utilizarse como cualquier otra herramienta con mucho cuidado para que genere beneficios e, incluso, para que no genere perjuicios. Por ello, a la hora de incorporar la digitalización como herramienta de innovación debemos incluir en nuestra hoja de ruta tres grandes fases: la estrategia digital, la construcción de los habilitadores de la transformación y la implementación del proceso de transformación. De estas tres fases y su implementación vino a hablarnos Oswaldo Lorenzo a Innova&acción. Haciendo click sobre la imagen podréis descargaros la presentacuión completa en la que se abordan temas como: Tendencias y tecnologías emergentes. Identificación de oportunidades y de escenarios disruptivos. Vigilancia tecnológica y planificación por horizontes. Implicación y liderazgo por parte de la alta dirección. Construcción de una cultura digital. Desarrollo de competencias digitales. Nuevos metodologías y modelos de trabajo. Nuevos roles, procesos y estructuras. Nuevos modelos de negocio: experiencia del cliente, monetización y modelos operativos. Gestión de la...

Leer más

INF. Índice de la Economía y la Sociedad Digitales (DESI) 2018: Resultados de España

El informe DESI ofrece un seguimiento de los avances realizados por los Estados miembros de la Unión Europea en materia de digitalización. Aquí puedes acceder a los resultados obtenidos por España en 2018. Si quieres información sobre otros países, estadísticas, etc. puedes acceder al apartado de la web  de la Unión Europea sobre este informe....

Leer más

INF.- Plan Digital 2025. La digitalización de la sociedad española

Las tecnologías digitales, son tecnologías de propósito general que han tenido un gran desarrollo y cuya evolución es imparable, irreversible, nos afecta a todos y puede alterar nuestro status quo. Estos son síntomas revolucionarios, por eso se considera que estamos ante una nueva revolución, la Revolución Digital. Las nuevas tecnologías digitales constituyen el principal motor de transformación social y económica, siendo la mayor fuente de competitividad, e impactando en todos: las Administraciones Públicas, las empresas y los ciudadanos. El uso o aplicación de las tecnologías digitales es absolutamente imprescindible pero no es suficiente, pues, además, es necesario realizar las transformaciones culturales que implica la digitalización, ya que es una nueva forma de vivir, de trabajar y de relacionarse; es un cambio cultural consecuencia de la Revolución Digital en la que nos encontramos. La digitalización efectiva implica fuertes cambios económicos y sociales. Nadie puede ignorar las oportunidades que ofrece ni los retos que representa. Nadie puede sentirse ajeno a la digitalización. Exige actuar con vocación de liderazgo. La aceleración del desarrollo tecnológico provocará una disrupción notable que se dejará sentir en los modelos de negocio (con las nuevas empresas luchando contra las tradicionales) y en las Administraciones, que tendrán que ser más flexibles e inteligentes, para cubrir las necesidades del sector privado y de los ciudadanos, en un entorno en el que el mercado de trabajo tenderá a la dualización. Haciendo un buen uso de las tecnologías digitales, además de crecimiento económico, se pueden lograr grandes beneficios sociales; como supervisión remota de pacientes crónicos y personas mayores, contribuyendo a aliviar la presión familiar; transporte inteligente, que disminuirá las congestiones, los accidentes y el coste de la energía; la formación de estudiantes y trabajadores, tanto presencial como online, etc. Un buen uso de la tecnología digital puede contribuir a reducir las desigualdades económicas y sociales. La Sociedad Digital es la gran apuesta europea por la recuperación, debiendo avanzar hacia un verdadero Mercado Único Digital Europeo (sin fronteras, sencillo, con reglas equilibradas y eficaces) que ayude a ampliar las posibilidades de crecimiento de las empresas europeas, especialmente de las Pymes, y a...

Leer más

¿Está preparada tu empresa para abordar la transformación digital?

[one_half] La digitalización está penetrando en todos los sectores pero en diferentes grados. Aunque todavía queda mucho camino por recorrer, tanto las empresas como la Administración Pública han avanzado considerablemente el último año. De acuerdo con el Índice de la Economía y la Sociedad Digital que elabora anualmente la Unión Europea, España  ocupa el puesto 14 del ranking. Pero, aunque las empresas españolas dominan los usos digitales básicos, todavía existe un cierto recelo a los usos más avanzados que solamente son aprovechados por una pocas empresas innovadoras, encontrándose a la cabeza el turismo, las telecos, los servicios financieros y el transporte. Los principales obstáculos  para la digitalización de las empresas son la resistencia al cambio y el coste, seguidos por la falta de competencia y de oferta adaptada al mercado. Si ponemos el foco en las empresas industriales destacan la falta de cultura digital y formación, la ausencia de una visión clara de las operaciones digitales con el consiguiente liderazgo de la alta dirección, y un conocimiento confuso de los beneficios económicos a la hora de invertir en tecnologías digitales. Pero, cuáles son las claves para que se produzca una auténtica transformación digital en las empresas. De nuevo, son muchos los factores que deben tenerse en cuenta, si bien, como suele ocurrir, la clave está más allá de la tecnología: la clave está en la estrategia y las personas. [/one_half] [one_half_last] [box] Aunque los datos son muy diversos y hay distintos estudios y aproximaciones a la materia, la banca es una de las que se sitúa a la cabeza de la transformación, con un 21% de clientes digitales (esto es, que utilizan la tecnología para su operativa bancaria). Para la inmensa mayoría de bancos españoles, la orientación al cliente es la competencia fundamental de la banca digital, tal y como refleja el estudio sobre el nivel de madurez digital de este sector. También las empresas turísticas están invirtiendo a fin de adaptarse al turista digital. La transformación digital en el sector turístico  se sitúa en aspectos tales como: las tecnologías en la nube, la movilidad, el internet de las Cosas, las redes sociales y la...

Leer más

INF.- España 4.0. El reto de la transformación digital de la economía

La continua revolución tecnológica en la que vivimos (Internet móvil, capacidad de almacenamiento casi infinita, comunicación máquina a máquina, reducción constante del coste de la tecnología) lleva aparejada  una revolución sociológica (mayor penetración de la tecnología, expectativas de servicio continuo, modelos de negocio innovadores), y con ella la transformación exponencial de nuestra sociedad. La transformación digital se refiere por tanto al conjunto de cambios asociados con la aplicación de la tecnología a los distintos aspectos de la sociedad humana, y en el caso que nos ocupa a su economía. Patrocinado por Siemens y realizado por Roland Berger, éste es el primer estudio de su tipo en analizar de manera rigurosa el estado de la transformación digital en España y proponer una hoja de ruta para su desarrollo...

Leer más